Datos
fotos Integrantes Letras Funciones Discografìa Entrevistas
Ensayo: Club Paysandú, Emilio Raña y Juan Cabal
 

La Soñada. Gabriela Gómez.

_ Estamos con Gabriela Gómez, integrante de la cuerda Sobreprimos y la voz femenina de La Soñada.

¿Qué hace aquí en La Soñada?

_ Bueno, es un estilo diferente para mí, una asignatura pendiente coralmente, y bueno, más vertiginosos los ritmos, entonces vamos a tener que cantar, bueno aparte se canta, con ese vértigo rítmico, y que son tonos que hay que meter muchísimo; y bueno, tratando de aprender y tratando de aportar lo que una ya sabe. Y con muchas ganas, como siempre, a mí me gusta muchísimo lo que hago, me gusta mucho hacer carnaval, me gustan las murgas, y bueno, yo estoy contentísima, quiero cantar.

_ Como mujer dentro del grupo, una más.

_ Sí, o sea, si, una más, porque ya a esta altura de mi vida carnavalera hay mucho respeto de los dos lados, y mucho reconocimiento también, digo, es una actitud de vida, que puede pasar por cualquier género. Uno tiene que ser como es, y bueno, ahí respetándose, me parece que está todo bien, y acá, bueno, ni que hablar, ya nos conocíamos con algunos, con algunos no, pero fue como si ya nos conociéramos por eso mismo, porque uno viene laburando hace tiempo y no deja de ser mujer, porque no deja de ser mujer. Soy una gran murguista, digo porque no soy una mujer murguista, soy murguista...

_ Murguista más allá de su sexo...

_ Totalmente, es una forma de vida y (hay un código obviamente), y yo me encuentro en ese.

_ Bárbaro. ¿Algún saludo, algún mensaje?

_ A todo el mundo, y a todos, a la gente que disfruta de esta cultura que tenemos nosotros que es fabulosa; Y que, bueno, que la seguimos metiendo para adelante pese a todas las cosas... y que es lo nuestro, es lo que nos gusta, y bueno, hay que seguir.

_ Bárbaro, muchas gracias.

_ Gracias a ustedes.

 

La Soñada. Jorge Marquez.

  _ Estamos con Jorge Marquez, director escénico de la murga La Soñada.

¿Qué canta la murga en este 2006?

_ Pa!, cantamos... de todo un poco. O sea, arrancamos con un espectáculo que denominamos “El último esperador”, donde circula la murga por todos los rubros murguiles. Bueno, con un buen canto, una buena presentación, alegre, por sobre todas las cosas alegre, rítmica. Y bueno, después son todos mini- cuplés prácticamente, hay una parte que se llama “La entrega de los ----“, a todo lo peor que pasó en el año; está muy bueno, está muy gracioso. Y después está el cuplé ,infaltable, de las papeleras, de la gente de Fray Bentos...

_ El tema olvidado de este año...

_ Si, medio que inevitable... Y bueno, circula por ahí a cosa, el esperador es el tipo que espera algo, que nunca se sabe que espera porque al final, espera algo como todos los uruguayos que esperamos la posibilidad de...

_ De un cambio...

_ Un cambio, ahí esta, es ese el fin de todo.

_ La retirada...

_ La retirada es clásica, pero comienza con eso.

_ ¿Algún mensaje a los murguistas y al pueblo carnavalero en general?

_ El mensaje es que tengan un buen carnaval, y que vengan acá a disfrutar y a divertirse como lo hacemos todos loco, y que no vengan a sufrir los nervios, no, acá hay que venir a divertirse...

_ Siempre hay, pero, pasarlo bien igual...

_ Yo después de 39 carnavales te puedo asegurar que un poco de nervios ya los perdí, tengo, como todos pero, hay que divertirse.

_ Está bien. Bárbaro, muchas gracias.

_ A las órdenes.

“Con trayectoria y futuro”

Jorge “Cocina” Márquez es el director escénico de “La Soñada”. Ha transitado por el Carnaval desde que tiene memoria, y por más que él sospeche que está un poco agujereada, no ha dejado escapar el recuerdo de tantos años y tantos conjuntos. Con varios primeros premios en su haber, no duda en decir que el más importante de ellos se encuentra muy cerca, escuchando atentamente las palabras que llenan estas páginas... se trata de su esposa y sus hijas, tan apasionadas por el Carnaval como él.

¿Cómo empieza tu historia en el Carnaval?

Yo tomo las palabras de un amigo, el “Gato” Morgade; como los hijos del “Gato”, yo nací en un cajón de utilería, porque el primer traje que tuve fue un traje de murga que mi viejo me hizo prácticamente al nacer, y al año siguiente me hizo desfilar de mascotita. O sea que arranqué prácticamente desde que nací, tengo cincuenta y tres años en el Carnaval. Como componente empecé a salir como suplente de “Patos Cabreros” en el 68’, y eso fue durante tres años, en los que estaba deseando que faltara alguno para meterme yo. En el 72’ ya estaba firme en la batería –donde tocaba los platillos-. En el 73’ salí con “La gran farola”, una murga que lamentablemente hace unos días perdió a uno de los que fueron sus integrantes, y salimos terceros ese año. Después en el 74’ salí en la “Milonga Nacional”, que dicho sea de paso es la murga de mis amores. En el 75’ salí en “Asaltantes con patente”... hacía un personaje en la entrada de la murga y después tocaba el bombo. En el 76’ salí con los parodistas “Sandros”, donde realmente me encantaron los personajes que me dieron. En el 77’ y el 78’ salí con un conjunto que se llamaba “Excéntricos musicales”, que era la sensación del Carnaval, porque hacíamos humor con música. En el 79’ salí con humoristas “Los Jockers”, y logramos el Primer Premio. En el 80’ y 81’ salí con humoristas “Kompis”, un hermoso conjunto al que adoro donde salí con mi amigo Mario Ríos. En el 82’ debuto como director con “Los Pierrots”, en aquel famoso empate con la “Milonga Nacional”, y ahí seguí hasta el 83’. Del 84’ al 87’ salí con “Timoteo”, donde fuimos Primer Premio en el 86’ con las famosas samaritanas del amor. En el 88’ y 89’ vuelvo a “Los Pierrots”, y en el 90’ me voy con “Saltimbanquis”, donde ganamos ese año. En el 91’ vuelvo a mi primer amor –“Patos Cabreros”- y sigo hasta el 92’. Del 93’ al 95’ salí con “Arlequines”, donde logro tres primeros premios. En el 97’ vuelvo a “Timoteo”, en el 98’ vuelvo a “Saltimbanquis”, en el 99’ salgo en “Timoteo”, en el 2000 salgo con “Colombina Che”, en el 2001 salgo con “Araca la Cana”, y en el 2002 con “Momolandia”. El 2003 fue como un año sabático –arreglé la revista “Milenio” pero no salí- y desde el 2004 salgo con “La Soñada”, siempre tratando de hacer lo mejor.

Mayoritariamente has estado en murgas, pero también has pasado por otras categorías...

Sí, no fue tanto como componente pero sí arreglando. En el año 84’ y 85’ arreglé “Los Gabys”, el 84’ fue el año de Ghandi, y sin embargo perdimos... en el 85’ ganamos. Arreglando la verdad fueron pila de conjuntos... En el 87’ arreglé “La Bohemia”, y faltando quince días para que saliera a la calle tuve problemas y me fui para “Timoteo”, y ese año ganó “La Bohemia”, y yo salí segundo con “Timoteo”. Ese fue un lindo año, un año para recordar.

Muchos años en el Carnaval, y muchos conjuntos por los que has pasado... ¿hay algo que recuerdes especialmente?

Todas las cosas son especiales. Pero claro, yo recuerdo aquellos años en que gané, recuerdo esos conjuntos, y en especial recuerdo los conjuntos en los que perdí pudiendo haber ganado. Pero el Carnaval es así, salís a competir y gana el que tiene que ganar... en definitiva es un certamen, y hay que aceptar lo que venga. Yo desde que salgo lo hago para ganar; he perdido más de lo que he ganado, pero mi instinto me hace querer ganar.

¿Cómo ves a “La Soñada” de este Carnaval?

Es distinta esta “Soñada” a lo que vengo acostumbrado. Toda mi vida de murguero he estado acostumbrado a trabajar con “nueves”, que en el fútbol son los goleadores. Siempre laburé para el nueve, para que cabecee y haga gol. Este año tenemos diecisiete nueves, porque trabajan todos. Nos repartimos la pelota... hasta yo hago personajes, que siempre me dedico a hacer lo mío... trabajamos todos. Nos divertimos, es una buena propuesta, me abrieron un poco la cabeza gente como el “Tiburón” (Martínez), Rafael (Antognazza), el “Canario” Fernando Esteche, el botija Marcel (García), y el grupo que tengo, que es sensacional.

¿Cómo se ven para esta Segunda Rueda?

Yo ya me veo en la Tercera... ¡yo salgo a ganar! Vamos a mejorar, por supuesto.

¿Cómo es “Cocina” Márquez cuando no está en el escenario?

Es el eléctrico de siempre, tengo que bajar un poco la pelota porque ando con arritmia y me tengo que cuidar, ya pasé los cincuenta y por eso vienen todas las “nanas”. Lo más importante para mí es mi familia, eso es lo principal para mí, más allá de las cosas lindas del Carnaval, mi familia es lo más importante. Ellas me acompañan y me bancan en todo esto, son carnavaleras las tres. Mi familia es todo, yo soy el mismo con ellas, tanto loco como buenísimo. Y en la murga pasa lo mismo, soy tan bueno como loco... la murga también es parte de mi familia, pero la más importante es la que está en mi casa.

¿Te acordás de tu primera vez en el Teatro de Verano?

La verdad es que no. Si vos me preguntás si me acuerdo de la letra de la despedida de este año te digo que tampoco. Tengo muy poco memoria. Además yo soy muy audaz, no me doy cuenta de que estoy en el Teatro de Verano; se habla mucho de los nervios... yo los nervios los tengo cada vez que me subo a un escenario, pero una vez que lo pisé se terminó. En el Teatro pasa lo mismo, es hermoso porque es donde hay más gente y donde estás compitiendo, pero yo compito en la calle también, me gusta competir en todos lados.

Agradecemos el permiso brindado de los Editores de MOMO DIARIO, especialmete a Marcela Schenck para la publicación de esta nota
en nuestro
Portal de Murgas.